Lo que la vida me robó

Compartir »
Lo que la vida me robó está compuesta de 150 episodios de una hora de duración cada uno y su productora ejecutiva es Angelli Nesma.

Lo que la vida me robó es original de Caridad Bravo Adams. La versión y los libretos son de Juan Carlos Alcalá. La adaptación es de Fermín Zúñiga y Rosa Salazar. La edición literaria es de Rossana Ruiz.

Sinopsis Lo que la vida me robó

Monserrat, es una joven guapa, de buena posición social y que tiene una vida color de rosa. Sin embargo, constantemente se deja dominar por su madre, Graciela, a quien lo único que le importan son las apariencias y quien no piensa perder por ningún motivo su estatus social, a pesar de que su esposo Lauro Mendoza lo ha perdido todo.

A escondidas de sus padres, Monserrat sostiene un romance con José Luis, un cabo de la marina y no piensa casarse con Sebastián de Icaza, el hombre al que su mamá, prácticamente le ha impuesto por conveniencia. José Luis, por su parte, sabe que la familia de Monserrat nunca lo va a aceptar, por no tener un futuro prometedor para darle a ella.

Al mismo tiempo, Alejandro, un peón de una hacienda cercana, se entera que su padre es Don Benjamín Almonte, un hombre cruel, poderoso y adinerado, que muere minutos después de revelarle a su hijo la verdad. Alejandro no recibe bien la noticia y esa noche, la vida lo compensa al conocer a Monserrat, de quien se enamora inmediatamente.


Monserrat termina su compromiso con Sebastián y Graciela enfurece ante la situación, ya que veía en ese matrimonio, la única forma de arreglar sus problemas de dinero. Por ello, Graciela, comienza a pensar en otro prospecto para su hija, y es ahí cuanto se entera que Alejandro es el heredero de Don Benjamín, lo que lo convierte en el pretendiente ideal para Monserrat.

Graciela en su desesperación y al sentir que está a punto de quedarse en la calle, le pide a Alejandro ayuda financiera. Él acepta apoyar a los Mendoza, siempre y cuando Graciela le permita pretender a su hija. Graciela no duda ni un instante y acepta la propuesta, jurándole a Alejandro que Monserrat nunca se va a enterar del trato.

Por otra parte, Graciela y Dimitrio, el hermano de Monserrat, descubren que ella sostiene una relación con un simple cabo y se dan a la tarea de separarlos, con tal de no poner en riesgo la relación amorosa que podría surgir entre su hija y Alejandro. No tardan mucho en conseguir su objetivo y provocan que la percepción de Monserrat cambie hacia José Luis, cuando las autoridades lo culpan de un crimen que no cometió.

La situación se complica, cuando Graciela ve que Monserrat no piensa involucrarse sentimentalmente con Alejandro, y por ello, se ve orillada a decirle a su hija la verdad sobre su situación económica. Así que a pesar de sus principios y sabiendo que es la única forma de ayudar a su familia de no quedar completamente arruinados, Monserrat acepta casarse con Alejandro, justo cuando José Luis reaparece para decirle la verdad de lo que ocurrió y que realmente la ama, pero ya es demasiado tarde, pues ahora es la mujer de Alejandro Almonte. Monserrat, contra su voluntad, se va a vivir a la hacienda de Alejandro. Su matrimonio en un principio se vuelve un infierno, pues no hay confianza entre los dos, pero poco a poco lo que Monserrat siente hacia a Alejandro va cambiando.

José Luis, huyendo de la justicia, llega a trabajar como capataz a la hacienda de Alejandro, haciéndose pasar por otra persona. De inmediato nace una amistad entre Alejandro y José Luis, pues ambos comulgan con los mismos valores. Esta situación incomoda a Monserrat, quien no se atreve a decirle la verdad a su esposo de quien es realmente su nuevo empleado, ya que teme que Alejandro la deje ahora que ella está enamorada de él.

Monserrat, Alejandro y José Luis, tendrán que sortear una serie de obstáculos que el destino les pondrá, todo para recuperar lo que en el pasado la vida les robó: El amor y la oportunidad de ser felices. Monserrat tendrá que tomar la decisión final, siendo su corazón su único consejero.


Previous
Next Post »

PUBLICAR COMENTARIO